Facturación y Legal

Un cliente me ha dejado a deber una factura emitida, ¿Qué puedo hacer?

Factura de abono: ¿Qué es? Modelos, ejemplos y plantilla para crear una.

Como bien sabéis, cada factura oficial debe contener una numeración correlativa. De manera que si yo emito hoy una factura, y es la número 36 que he emitido, le asignaré ese número.

Si mañana emito 2, les asignaré los números 37 y 38 respectivamente, e irán fechadas a día de mañana.

 

Pero, ¿Qué ocurre cuando yo emito una y no se me realiza el abono? ¿Qué ocurre cuando el cliente se echa atrás una vez está emitida?

 

Si todavía no has entregado las facturas a tu asesor/hacienda…

Imaginemos que este trimestre vas a entregar las facturas del 15 al 38. Y la factura problemática es la nº 35.

Pues bien, puedes ponerte en contacto con los clientes a los que les has emitido las facturas posteriores, e indicarles que, si aún no han entregado las facturas que les hiciste llegar, les vas a mandar una rectificada (con el nº de factura cambiada).

Lógicamente, este caso es muy puntual, y deben darse estos supuestos:

  • Que ninguna de las partes haya hecho entrega oficial de las mismas
  • Que no haya demasiadas facturas emitidas posteriormente

Pero dado que no es el caso habitual, puesto que normalmente se da un plazo de pago, y tras ello se inicia la llamada “Gestión de Cobros”: Insistir hasta que te abonen la factura. Cuando se te informa de que el proyecto se cancela, suele ser muy tarde para este método.

 

Correlación de fechas

Alguno habrá pensado, ¿Y qué ocurre si yo, cuando cree la factura nº39, indico que es la nº35? El problema radicará en que la numeración de facturas debe corresponderse cronológicamente.

Es decir, la factura nº1 debe haberse emitido y fechado antes que la nº2, y ésta a su vez antes que la nº3.

Por lo tanto, hacer lo que indicamos, no sería correcto.

 

Factura de abono

Entonces, ¿cuál es la forma correcta y legal de actuar? Emitiendo una factura de abono.

Las facturas de abono son aquellas que se emiten para indicar a hacienda que una factura determinada ha sido cancelada o anulada.

Se diferencian de las facturas normales en:

  • Tienen una numeración distinta
  • El importe debe estar en negativo

La numeración de las facturas de abono suele empezar, por convención, por la letra B, y son correlativas entre ellas mismas: B1, B2, B3…

Por lo tanto, en nuestro caso práctico:

Emitiría, tras la factura nº38, una factura llamada B1 (o lo que le correspondiense, en caso de no ser la primera de este tipo que emitimos), cuyo importe sería el mismo que el de la factura nº35, pero en negativo:

 

Modelo de factura

Aprovechamos la ocasión para facilitaros una plantilla en Excel para que podáis creaar vuestras propias facturas y vuestras facturas de abono:

[Descargar Plantilla en Excel]

 

¿Te ha sido útil esta entrada? ¡Compartela!

 

 

 

 

 

 

Cristian Sarabia Martínez

Desde que a principios de los 90 mi padre desempolvó su Spectrum, no he dejado de probar y experimentar con la tecnología.

Enamorado del mundo web, Full Stack Developer de profesión y diseñador por devoción.

Ahora hago mis pinitos en esto del blogging para compartir con vosotros un poquito de todo lo que la comunidad me ha dado.

Escribir comentario

Haz clic aquí para dejar tu comentario