Curiosidades Servidores

¿Dominio, subdominio o alias de dominio?

Diferencias entre dominio adicional, subdominio y alias de dominio

Imaginemos que tenemos una empresa y por cuestiones de mercado necesitamos realizarle un cambio de cara, naming y enfoque.

La empresa en cuestión se llama Industrias Acme, y tiene una web de las que podríamos llamar, «vintage». Su url es, por ejemplo, www.industriasacme.com

El lavado de cara va a ir enfocado a vender a un público más joven y tecnológico, pasando a llamarse Industrias Vandelay. Cuya url va a ser www.vandelay.com

 

Pero pronto, en cuanto vayamos a registrar el nuevo dominio, nos veremos en la situación de que, por apenas 10€/año, podremos añadir otras variantes como www.vandelay.es, www.vandelay.net, www.vandelay.org…

Sabemos que no es cuestión de volvernos locos y registrarlos todos, especialmente ahora que el ICANN ha liberalizado el tema de las extensiones de dominio, y ya podemos poner .loquesea

Pero también sabemos que hay una regla de oro del marketing que dice: «Hay que flanquear a la competencia». O lo que es lo mismo, debemos adelantarnos a cubrir todos los huecos por los cuales puedan adelantarnos.

Así que será razonable registrar, al menos, el .com y el .es

Pues bien, ahora nos encontramos con que:

  • Debemos crear una web nueva para Industrias Vandelay, pero tenemos 2 dominios.
  • Se que las palabras clave en el dominio posicionan muy bien, y me gustaría usar eso a mi favor en la nueva web de Vandelay, junto a su nueva gama de productos.
  • Nuestra antigua web, www.industriasacme.com, sigue teniendo un volumen de tráfico importante y un buen posicionamiento.

Situadas las piezas en el tablero, ¡juguemos la partida!

 

¿Tienes prisa?

Guía Rápida

 

Tabla comparativa de dominio principal, adicional, alias y subdominios
Redirección Alias Subdominio
Permite hosting No
Sincronización automática No No
Hereda SSL, correo… No No
Requiere redirect 301 No

¿Nos ayudas a completar la tabla?

Si tienes algo más de tiempo y de verdad quieres reflexionar sobre este asunto, ¡sigue leyendo!

 

Resumen de contenidos

  1. Dominio principal
  2. Dominio adicional
  3. Alias de dominio
  4. Subdominios

 

Dominio principal

Es el que habitualmente viene enlazado a la contratación del servidor. Es decir, cuando contratas un hosting, habitualmente viene también con un dominio para que puedas acceder a tu futura web, dispongas de buzones de correo electrónico, acceso FTP… Ese es el dominio principal.

También será donde se logueen nuestros colaboradores para escribir artículos, desde donde accedas al panel de control del CMS, etc

En nuestro ejemplo, tendríamos 1 dominio principal:

  • www.industriasacme.com

Sin embargo, debemos saber que en el mundo del dominio, todo puede cambiar en cuestión de unas pocas horas, y si nos conviene, podemos cambiar cualquiera de esos dominios a alias de dominio, dominio adicional, etc

 

Dominio adicional

Son todos aquellos dominios que contratamos después del dominio principal.

Dependiendo de nuestro plan de hosting y la licencia del mismo, podremos albergar 1, 10, 50, 100…

Los dominios adicionales pueden apuntar a webs independientes o a otros dominios . Si es este último caso, se llaman dominios de redirección.

En nuestro ejemplo, tendríamos los siguientes dominios adicionales:

  • www.vandelay.com
  • www.vandelay.es
  • www.vandelay.org

Siendo además dominios de redirección:

  • www.vandelay.es
  • www.vandelay.org

Ya que van a apuntar a la web albergada en www.vandelay.com

La ventaja de usar dominios de redirección es que pueden gestionarse por separado, y pasar a ser webs independientes en cuanto lo deseemos.

Además, pueden contener configuraciones independientes y no necesariamente ser clones del dominio al que apuntan.

Por ejemplo, el dominio de redirección www.vandelay.es puede tener cuentas de correo diferentes a las de www.vandelay.com

La principal pega de usar dominios de redirección, es que una configuración errónea de redireccionamiento, puede ocasionar contenido duplicado y la correspondiente penalización de Google.

Además, si queremos que los dominios de redirección tengan la misma configuración, cada cambio que realicemos habrá que ir aplicándolo uno por uno en todos ellos.

 

Alias de dominio

Al igual que en nuestro ejemplo, lo habitual es comprar dominios adicionales para redireccionar a un dominio principal.

Los alias de dominio evitan todas las desventajas de los dominios redireccionados, actuando como espejos: Cualquier cambio realizado en el dominio principal se replica, automáticamente, en todos sus alias de dominio.

Eso quiere decir que si creamos un buzón de correo nuevo, o un acceso FTP en www.vandelay.com, si configuramos el .es y el .org como alias de dominio, aplicarán también esos cambios autónomamente.

De la misma forma, si tenemos aplicado un certificado de seguridad SSL, los alias lo clonarán sin necesidad de configurarlo aparte, ni pagar un suplemento por el mismo.

Como desventaja, al ser espejos, no podrán tener configuración autónoma ni albergar landing pages distintas.

 

Subdominios

Otra estrategia a utilizar son los subdominios.

Consiste en usar un añadido delante de nuestro dominio, y separado de éste por un punto.

Ejemplos de subdominios de www.vandelay.com son:

  • llaveros.vandelay.com
  • carpetas.vandelay.com
  • encuadernaciones.vandelay.com
  • bolsos.vandelay.com

Los subdominios pueden manejarse como deseemos: Ya sea como redireccionamientos, alias, hostings independientes, etc

Y son usados habitualmente para albergar landing pages de producto, eventos, promociones…

 

Cristian Sarabia Martínez

Desde que a principios de los 90 mi padre desempolvó su Spectrum, no he dejado de probar y experimentar con la tecnología.

Enamorado del mundo web, Full Stack Developer de profesión y diseñador por devoción.

Ahora hago mis pinitos en esto del blogging para compartir con vosotros un poquito de todo lo que la comunidad me ha dado.

Escribir comentario

Haz clic aquí para dejar tu comentario